Mendoza y sus vinos, en un festejo histórico

Mendoza y sus vinos, en un festejo histórico

Por 06/03/2017 1:05

La Fiesta Nacional de la Vendimia 2017 “Con el Vino en la Piel” concluyó con todo el Frank Romero Day de pie y con cientos de aplausos. La fiesta fue desplazada de su día normal (primer sábado de marzo) por el accidente que sucedió el pasado jueves, cuando una grúa cayó sobre las gradas del sector Chardonnay luego de que cediera el cluster central que tiene colgada la gran parrilla de luces. Luego de lo sucedido, los artistas decidieron no continuar con los ensayos, y por consiguiente el Acto Central de la Vendimia, debido a estos eventos que hicieron peligrar la vida de todos los presentes. Luego de que el gobierno provincial realizara los arreglos que se solicitaron los actores a través de una perito especializada, el ensayo general se realizó en las últimas horas del sábado.

🍇El Frank Romero Day se va poblando casi en su totalidad. #Vendimia2017 pic.twitter.com/kJanVqQbFK

— Enciclo Vendimia (@VendimiaMendoza) 6 de marzo de 2017

 

Como se vivió la fiesta

Desde las 18 horas, el Frank Romero Day recibió a todos los presentes, y con una previa muy animada, llena de sorteos y animaciones por parte de los locutores, se fue calentando y dejando todo listo para el comienzo del gran espectáculo. Pasadas las 22, comenzó la fiesta, bajo la dirección de Hector Moreno y un gran equipo. Al termino de la fiesta todas las candidatas subieron al centro del escenario superior, ansiosas de saber los resultados de la votación, previa a la fiesta.

Una noche para la historia

La edición 81º de la Fiesta Nacional de la Vendimia será recordada por dos hitos pasarán a la historia de nuestra fiesta máxima. El primero fue que el público fue el encargado de votar a la Reina Nacional de la Vendimia, por primera vez desde su creación. Además, el otro dato a destacar fue la participación en la elección a la Reina de Capital, que desde hace décadas no lo hacia. Precisamente fue hace 31 años la única vez que se la sumó a los cantos de los votos.

El espectáculo

El guión contó el viaje del hombre hasta su vino. Este vino viajó por la sangre de las generaciones como el sueño constante de la vendimia. Es el vino soñado que se hizo realidad. Vino que, nacido en la tierra, creció en la viña y maduró en bodegas para dormir después en una copa atesorando misterios. Vino que recorrió arterias para volver al suelo hecho sudor y gotas.

Todos tenemos una copa derramada por dentro, vino y sangre se mezclan, recorren vidas, para darnos razón de existencia. Vino atravesado por la historia, vientre de las uvas pariendo memorias. Es el vino, que, en ronda con el sol, define nuestra raza “Con el vino en la piel”. La puesta artística se basó en un texto poético que rinde homenaje a nuestro pueblo viñatero, luminoso, como su esperanza inagotable.

Héctor Moreno, director de la #Vendimia2017 y Giuliana Lucoski se animaron a una cueca en el centro del Frank Romero Day. pic.twitter.com/r4TE2z7GH7

— Enciclo Vendimia (@VendimiaMendoza) 6 de marzo de 2017

Representar lo que somos, gracias a lo que fuimos y a lo que queremos ser, para que los mendocinos se sientan parte y aquellos que nos visitan puedan mirarnos el alma y descubrir nuestra identidad. La Fiesta fue un homenaje póstumo a los hacedores culturales de la provincia. Escenográficamente, un árbol reflejó el signo del espíritu de los artistas.

Central-6

“El vino que soñamos” fue la escena en que el vino tomó protagonismo y le contó al pueblo el sentido de pertenencia que le da una identidad única e irrepetible. Cada cuadro del espectáculo tuvo su relevancia y su identidad. Cada uno se acerca al público desde la emoción, trazando así una línea atemporal que pretendía mostrar lo que fuimos.

El vino siempre presente

Todos los sentidos estuvieron “invitados” a esta Fiesta. Por eso el espectáculo tuvo aroma y gusto a vino, así como los colores, la textura y el sonido de la bebida insignia de Mendoza y, a la vez, la bebida nacional. Como si estuviera en el corazón de una bodega, el público transitó por distintas sensaciones.

Central-18

El vino que enamora” es una frase del guión y, a la vez, una idea fuerza del espectáculo que se fundamenta, según los autores, del siguiente modo: el vino que, nacido en la tierra, crece en la viña y madura en bodegas para morir después en una copa. Cuando el hombre lo bebe, recorre arterias para volver al suelo hecho sudor y gotas, para que comience nuevamente este ciclo de vida. El vino, protagonista de nuestra historia, que viajó por la sangre de todas las generaciones para llegar a lo que es hoy.

Todos los artistas homenajeados son mendocinos

La máxima expresión fue el bailarín invitado, quien interpretó al personaje del vino. La plasticidad y armonía de Jonathan Joel Luján representó al vino sobre el espejo de agua del Teatro Griego. El artista es mendocino y hoy triunfa en Eslovaquia. Sergio Martínez también acompaño el guión en la piel de Armando Tejada Gómez. Sergio es un actor de gran trayectoria en Latinoamérica. El personaje del general San Martín fue interpretado por Federico Ortega, joven actor mendocino que interactuó con la gente desde un escenario dispuesto entre el público. En la escena de la Obertura Sanmartiniana, evocó los 200 años de la Gesta Libertadora.