Ya están completas las coreografías vendimiales

Ya están completas las coreografías vendimiales

Por 18/01/2015 1:30

Será la hora de la siesta hoy cuando los coreógrafos y monitores de cada uno de los grupos de bailarines que corporizarán a Postales de un oasis que late empiecen a practicar en el Julio Le Parc, bajo la atenta mirada de Claudia Sosa, coreógrafa general de la Vendimia 2015.

Hasta ahora, las coreografías han sido marcadas y aprendidas por cada uno de los monitores para luego traspasarlas a los casi 400 bailarines que participarán en esta edición vendimial.

Será momento de probar si el diseño de la danza es el más apropiado a la hora de expresar el guión de esta fiesta, si cada paso de los bailarines refleja en definitiva su escritura y el espíritu de la misma. Y, por supuesto, aquello que no funcione será corregido.

No hay que olvidar que la idea propuesta por el staff de artistas encabezado por Sonya Sejanovich es homenajear a la naturaleza de Mendoza, sus paisajes, su clima y por supuesto, todo en una intensa interacción con las personas que habitan este lugar. Por esto, los coreógrafos han trabajado con esa materia prima, a partir de la cual, construyeron cada postal.

Hoy cada uno de ellos empezará un minucioso ensamble de cada “imagen” bailada, que será complementada con la música, la iluminación, la participación actoral, el video, el público y el agua.

Habrá momentos en que cada dibujo coreográfico se fundirá con el siguiente para no dejar vacío el ancho anfiteatro Frank Romero Day, y otros en los que el cruce no será necesario para manejar los “silencios en la escena”.

El show
Una apuesta fuerte de Claudia Sosa es realizar un show en el que el público pueda identificar fácilmente cada postal y a partir de allí, participar activamente. Es una mezcla de música y letras nuevas para esta fiesta con canciones muy tradicionales que se pueden cantar y acompañar con palmas.

Todos los bailarines deberán manejar una expresividad extra, con el cuerpo y los rostros, de modo tal de transmitir todas las sensaciones, de los espectadores de la primera grada hasta aquellos que sigan por la televisión el espectáculo.

Toda la sincronización está en función también de esa doble característica que ofrece el Teatro Griego, ver desde arriba cada cruce de los cuerpos de bailes y cada toma de las cámaras de televisión.

Dos adelantos y el público
Mientras trabajaba con su equipo formado por Martín Villarroel y Pablo Mansilla para las coreografías folclóricas, y Gonzalo Cano para las de estilo contemporáneo, Claudia Sosa adelantó dos momentos fuertes de la Fiesta de la Vendimia 2015: uno llamado los forjadores, porque considera que será uno de los más impactantes de corte folclórico, y otro referido al otoño, en el que un trabajo con pelotas simularán el “alumbramiento” de las uvas para su cosecha.

Si bien el conjunto es un elemento que podrá verse en todo el transcurso de la fiesta, habrá solistas para momentos muy especiales, tanto en el paso de folclórico como en contemporáneo.

Siempre con la mira puesta en dar un buen show, Sosa comentó que la relación con el público será otra de las claves y en este mismo sentido reconoció que cada una de las noches en la que representa la fiesta, desde el Acto Central hasta la última repetición, los espectadores reaccionan de forma muy diferente ante las mismas cosas.

“En el Acto Central, es un público que cálido, aplaude, festeja cada cuadro. En los días que siguen, depende mucho del recital que se ofrece luego, pero, por ejemplo, en la noche dedicada a los jóvenes, no es tan cierto que los jóvenes no participan y se aburren, por el contrario, hasta saben muchas de las canciones que se utilizan en la puesta en escena”, comentó la directora coreográfica. De todos modos, el público de la Vendimia siempre es generoso, según su experiencia en muchas departamentales y centrales.

 

 

Fuente: Diario Uno

Participa

Comparte o comenta el arículo